Conservas Dani: el engagement como espejo de la satisfacción

Cuando las marcas miden los resultados de su comunicación digital entran en un baile de cifras, de likes y followers, de alcance y número de visionados. Pero al final (y al principio) el objetivo de todo proyecto es que los clientes, la audiencia, el público, los consumidores… la sociedad, en definitiva, esté satisfecha con lo que se le ofrece.

¿Cómo hay que comunicar la esencia de una marca a nivel digital? Cuando una agencia emprende esta delicada y exigente función tiene que afanarse en conocer profundamente los valores de la marca, su historia, su filosofía y transformar esos elementos en contenidos. Cuando esa marca tiene historia y solera, el proyecto es aún más delicado. En Bakery nos hemos encargado de difundir la comunicación digital de Conservas Dani. A estas alturas, Conservas Dani no necesita presentación, pero es necesario dar algunas pinceladas. Dani comenzó como negocio familiar, pasó de ser representante de especias y conservas hasta convertirse en productor, fabricante y distribuidor de sus productos. Su principal esfuerzo ha estado destinado a conseguir la mejor calidad de las materias primas, y esto le ha llevado a consolidarse como una de las más grandes empresas de especias y conservas de España. Son tres generaciones en la mesas de medio mundo.

Para traducir esta filosofía en contenido digital, no podíamos centrarnos sólo en vender un producto. Si la marca ha centrado sus esfuerzos en la calidad de su materia prima es porque le interesa la buena alimentación y la satisfacción de la sociedad. Por eso los contenidos van encaminados en la misma dirección: recetas para ofrecer las posibilidades de la riqueza de la cultura gastronómica, hábitos saludables para ayudar a una buena alimentación y una vida sana, promociones para agradecer a los clientes su fidelidad y mostrar el aprecio hacia ellos. Igualmente, era necesario que hubiera una comunicación entre las redes sociales y su tienda online. Aprovechar la fuerte actividad en la redes como puerta de entrada para convertir la comunicación en compra y consumo, para que así conozcan el universo de conservas y especias que les ofrece Dani.

Muchas marcas apuestan por una actividad grandilocuente, marcada por los grandes números y el seguimiento masivo. El valor principal de Conservas Dani no está en tener cientos de miles de seguidores sino en en que cada contenido tiene un engagement tremendamente superior al de las grandes marcas. El porcentaje de engagement se obtiene dividiendo el número de interacciones entre el alcance que tenga la publicación, es la métrica para obtener la satisfacción de la gente. Si tenemos en cuenta esta medición, Conservas Dani obtiene números espectaculares, lo cual significa implicación, interacción, vínculo emocional, entusiasmo, conexión, fidelidad y, también, compromiso por parte de sus seguidores. Esta conexión es el resultado de una comunicación bien trabajada al servicio de una marca querida y reconocida.